El 91% de las empresas usuarias de mainframe aplica mejores prácticas de desarrollo para reducir costes

Un informe elaborado por Forrester Consulting asegura que la inmensa mayoría (91%) de las grandes empresas usuarias de entornos mainframe está aplicando metodologías Agile-DevOps, con el objetivo de optimizar algunos de sus procesos como la rápida comercialización de productos y servicios, la optimización de sus funcionalidades, ahorrar costes y, como consecuencia, mejorar su competitividad en la nueva economía digital.

Según el estudio, elaborado a partir de 200 entrevistas a profesionales de TI pertenecientes a otras tantas grandes empresas americanas y europeas, más del 40% de los entrevistados afirma que tales prácticas permiten acortar los ciclos de desarrollo de productos y soluciones, así como una respuesta más rápida a las necesidades del negocio. Además, el 35% asegura que mejoran la experiencia de los usuarios y clientes, mientras que el mismo porcentaje destaca que reducen costes y aumentan la calidad del software.

En la misma línea, la estrategia basada en la utilización de metodologías Agile-DevOps es también, para el 92% de los entrevistados, la mejor solución para eliminar otros obstáculos habituales en los entornos mainframe como son la excesiva burocracia, la existencia de silos internos de desarrollo que crean cuellos de botella o la insuficiencia de fondos presupuestarios dedicados a este ámbito de proceso.

A pesar de estas ventajas, solo un 34% utiliza esta estrategia para la totalidad de sus actividades de desarrollo y operación. Una situación que, según Forrester, supone un serio obstáculo para la evolución hacia una economía digital, dado que una amplia mayoría de las actividades de negocio están estrechamente vinculadas con el entorno mainframe, tal y como asegura el 57% de los participantes en el estudio. En este sentido, un 39% señala que el mainframe está necesariamente implicado con los nuevos proyectos digitales de estas empresas.

Por otro lado, y según el informe, las organizaciones que no apuestan por las metodologías DevOps están llevando a cabo diferentes tácticas para resolver esos desafíos tecnológicos. Sin embargo, y según muestra el estudio, muchas de estas estrategias son erróneas, se quedan cortas o terminan creando sus propios obstáculos para acelerar la entrega continua de aplicaciones. Así, el 48% de las empresas declara extraer algunas aplicaciones del mainframe, pero el resultado es una menor seguridad, costes más altos, degradación del rendimiento y retraso en los proyectos. Un 41% intenta operar fuera del entorno mainframe, lo que conlleva una mayor complejidad, costes más altos, duplicación de herramientas y un aumento de los riesgos de seguridad. Finalmente, el 40% opta por modernizar la plataforma mainframe, pero choca con largos tiempos de transición, problemas de rendimiento Java y herramientas que no facilitan la comprensión de la aplicación.

Las organizaciones se enfrentan a desafíos tanto empresariales como técnicos en sus entornos mainframe, que les impiden innovar y transformarse en un negocio digital. Para evitar estos problemas, las organizaciones están llevando a cabo diferentes estrategias de replanteamiento o modernización de esta plataforma de proceso. Sin embargo, cada una de esas tácticas crea nuevos obstáculos. La buena noticia es que aquellas empresas que se apoyan en DevOps consiguen acelerar sus entregas de software y con mayor calidad, al tiempo que fortalecen su competitividad”, concluye el estudio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *