El ‘crowdlending’, el amuleto de las empresas que buscan financiación

En solo un año las plataformas de crowdfunding han aumentado un 116 % el capital recaudado en nuestro país, alcanzando los 113 millones de euros durante 2016. De todo este capital el crowdlending fue el que recaudó más del 50 %, un total de 61 millones de euros destinados a la concesión de préstamos, mayoritariamente a empresas de acuerdo, con el Informe Anual 2016 de Universo Crowdfunding.

Esta nueva forma de conseguir préstamos ofrece, sobre todo a las empresas, una forma de diversificar sus fuentes de financiación de manera fácil, rápida y sin contratación de productos vinculados o cambiar de banco. Además, para los inversores no solo resulta atractiva la rentabilidad que pueden obtener al participar en estas plataformas, mucho más alta que la de otros productos como los depósitos, sino también saber que están colaborando directamente con la economía real en España y su tejido empresarial, lo que contribuye a la mejora económica y a la creación de empleo.

Cómo es el mercado actual del ‘crowdlending’ en España

Para conocer mejor cómo utilizan este tipo de plataformas las empresas que se decantan por esta financiación, HelpMyCash.com ha preguntado a las plataformas de crowdlending que conceden financiación a empresas y que están registradas y autorizadas por la CNMV (Comisión Nacional del Mercado de Valores) sobre cómo son los préstamos que conceden.

Lendix ha sido la plataforma de crowdlending que este año ha realizado la operación de financiación más grande llevada a cabo en nuestro país, por valor de un millón de euros para una filial de Hard Rock Café en Valencia y en el que participaron 2.200 inversores de toda Europa. Aunque tiene capacidad para proyectos de hasta tres millones de euros, por norma general los proyectos que financia rondan los 200.000 y 300.000 euros, y los inversores pueden escoger entre empresas de todo el territorio europeo, no solo de España.

MyTripleA es una de las plataformas de crowdlending más notorias de nuestro país. En sus dos años y medio de funcionamiento ha superado los 15 millones de euros repartidos entre más de 350 proyectos y el 50 % corresponde a capital concedido este año. De media sus préstamos tienen un importe de 50.000 euros, aunque la financiación más alta que han concedido fue de 320.000. La empresa que más se ha financiado con esta plataforma pertenece al sector manufacturero y ha solicitado un total de 180 préstamos para capital circulante, obteniendo un total de tres millones con ellos.

La participación media en esta plataforma es de 40 inversores por operación. Estos inversores obtuvieron una rentabilidad media anual del 6,24 % y, además, es la única plataforma que ofrece proyectos garantizados por Sociedades de Garantía Recíproca (SGR), es decir que si alguna empresa no abona una cuota, será la SGR la que se encargue de abonársela al inversor.

Grow.ly cuenta con más de 2.300 inversores que han conseguido financiar más de 200 proyectos diferentes, alcanzando un capital de más de 7,7 millones de euros en 17 comunidades autónomas. De media, las empresas que solicitan financiación con este P2P llevan 21 años en su sector, registran más de siete millones de euros de facturación anual y tienen una media de 56 empleados. Suelen solicitar financiación de alrededor de 36.000 euros, a devolver en 10 meses con un interés medio del 7,09 % anual.

Por último, también preguntamos a Colectual, una plataforma de préstamos P2P que no lleva ni un año en el mercado Español, pero que ya ha analizado más de 250 solicitudes de crédito. Los proyectos que financia rondan los 30.000 euros de media con una participación de unos 50 o 60 inversores por crédito, sobre todo para conseguir capital circulante o con la finalidad de expandir el negocio.

¿Qué pasará con el ‘crowdlending’ en el futuro?

De estos datos proporcionados por las plataformas de crowdlending podemos concluir que la gran mayoría de las entidades son empresas con experiencia en su sector y con grandes facturaciones anuales que utilizan esta opción pata pedir préstamos para circulante, es decir, para de obtener dinero rápido y de manera sencilla para el día a día de la empresa.

Igualmente, el crowdlending surge como un complemento a la financiación ofrecida por las entidades bancarias. De hecho, el 90 % de los profesionales del sector del crowdlending prevén que las colaboraciones entre ambos tipos de entidades aumentarán, de acuerdo con una encuesta realizada en la conferencia internacional Lendit, al igual que ocurre en otros países donde estas plataformas están más evolucionadas como Reino Unido o Estados Unidos. Aunque también los profesionales reconocen que habrá obstáculos en el camino: el 38 % cree que serán dados por la integración tecnológica o, en menor medida con un 27 %, por los intereses en conflicto.

 

 

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *