Las políticas de bienestar incrementan la productividad

 

Sin título

La productividad y el compromiso van directamente ligados con el bienestar y la salud en la empresa. Es una de las conclusiones a las que se llegó en la sexta edición del Foro del Talento de ESIC celebrado el pasado jueves 29 de octubre en el campus de Executive Education de ESIC de Madrid, una iniciativa de la Escuela cuyo objetivo es reunir a profesiones y antiguos alumnos para presentar y debatir proyectos y acciones reales llevadas a cabo en las empresas. El acto contó con la presencia de Carlos González, socio director de Navitas for Change y profesor de ESIC, Eva Rodríguez Henríquez, subdirectora de Salud y Bienestar de Mapfre, Isabel Hidalgo, responsable de Comunicación de la Fundación Más Familia y de la iniciativa Efr y Pablo Lozano, director de People de Everis.

Lozano, “si cuidamos el alma y la mente de nuestros empleados, éstos tendrán un cuerpo sano” - Everis

El acto fue presentado por Carlos Alberto Pérez Rivero, director del Máster en Dirección de Personas y Desarrollo Organizativo de ESIC, quien realizó una breve introducción sobre la importancia de las políticas de bienestar en las empresas y la implicación de ESIC en este tipo de iniciativas.

Carlos González inició el foro con unas interesantes reflexiones sobre estudios realizados acerca del “Well Being”, en los que se ha comprobado que realizar este tipo de acciones incrementa la productividad y disminuye el absentismo y la rotación en las empresas. González concluyó con un análisis realizado durante los años fuertes de crisis, en el que aseguraba, que existe una relación causal entre el “HAW” (Happiness at work) y los resultados laborales. “La gente que confía plenamente en sí mismos, ha conseguido sacar lo mejor de ellos”, declaró.

La subdirectora de Salud y Bienestar de Mapfre se decantó en su intervención por la importancia de un buen modelo de empresa saludable, ya que considera que la productividad y el compromiso van directamente ligados con el bienestar y la salud en la empresa. “El modelo de empresa saludable de Mapfre considera a la persona como un ente indivisible compuesto de una parte física, una mental, una laboral y una personal”. Para que el modelo funcione correctamente, Rodríguez Henríquez sostiene que cinco esferas tienen que trabajar en armonía: entorno laboral, actividad física y alimentación, bienestar mental, entorno personal y promoción de la salud. “En la realidad, es preferible hacer actuaciones eficaces para conseguir un modelo de empresa saludable antes que grandes inversiones económicas en esas actuaciones”, declaraba.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *