Los jóvenes españoles empeoran su relación con las tarjetas de crédito: el 25 % no saben emplearlas

Los adolescentes españoles de ahora desconocen más el uso de las tarjetas de crédito que los jóvenes que en 2012 tenían 15 años. Es uno de los datos más llamativos que ha salido del Informe PISA de la OCDE que analiza el conocimiento de los jóvenes en finanzas. En torno al 25 % de los jóvenes de esa franja de edad no conoce el funcionamiento básico de una tarjeta de crédito, lo cual nos sitúa en la décima posición de los quince países que participan en el estudio. Por el contrario, los adolescentes nacionales ahorran tres puntos porcentuales más que la media de la OCDE y en torno a la mitad de ellos tiene por costumbre hacerlo de forma semanal o mensual.

Tan solo el 6 % de nuestros jóvenes entienden el panorama financiero

Siguiendo con los datos que nos ofrece el estudio ya citado, que nuestros adolescentes tengan menos conocimiento sobre las tarjetas de crédito en comparación con los jóvenes que tenían su misma edad en 2012 tiene relación también con el hecho de que tan solo el 6 % comprenden de forma amplia el panorama financiero y pueden analizar productos de financiación. La media de la OCDE es del 12 %, por lo tanto, da muestras de la poca cultura financiera de nuestros adolescentes.

Por otro lado, si aumentamos el rango de edad, los millennials españoles (la generación nacida entre los años 1980 y 2000) aseguran tener más conocimientos financieros que los adolescentes de 15 años. Según una encuesta de Fintechspain.com, el 50 % considera que su educación financiera es media, mientras que el 24 % la califica como alta o muy alta. A su vez, los millennials de nuestro país también destacan por ser ahorradores, ya que más de la mitad de los encuestados lo hace de forma recurrente (el 56 %). Este último dato coincide con el de los jóvenes de 15 años de nuestro país, que también se sitúan por encima de la media europea en cuanto a lo que destinan al ahorro.

Los aspectos en los que debemos fijarnos al contratar tarjetas de crédito

Desde el comparador online HelpMyCash.com señalan que “resulta paradójico el poco conocimiento financiero de nuestros adolescentes en contraposición con el creciente uso de tarjetas que se hace hoy en día”. “Teniendo en cuenta que las compras con plásticos y el propio número de tarjetas que hay en circulación ha ido en aumento, por un lado, y que los millenials sí consideran que tienen una educación financiera media o alta, por otro, podemos deducir que muchas aptitudes como usar tarjetas es algo que se aprende con una edad más adulta”, añaden.

En esta misma línea, aplicar una serie de consejos o tener en cuenta unas pautas básicas nos ayudará tanto a conocer como a dar el mejor uso posible a nuestros plásticos. Debemos recordar que, por ejemplo, evitar las comisiones y las cuotas más habituales como la de mantenimiento o la anual nos ahorrará mucho dinero. También es aconsejable que sepamos bien qué modalidad de pago nos conviene: quizás nos compense más optar por un pago diferido mensual con intereses por las bonificaciones o los descuentos que nos pueda ofrecer la tarjeta o, para no pagar de más, reembolsar lo empleado sin intereses mediante el pago inmediato.  Un último aspecto que tanto jóvenes como adultos debemos tener en cuenta es el límite de financiación de nuestra tarjeta de crédito, que con el tiempo puede ir aumentando y es aconsejable no sobrepasarlo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *