Nuevos servidores GPU para usos aún más exigentes

bhs_second_8

OVH ha anunciado tres nuevos servidores GPU basados en tarjetas NVIDIA diseñados sobre arquitecturas específicas, desarrolladas para realizar un gran número de tareas paralelas.

Los primeros servidores con GPU disponibles en el mercado estaban destinados exclusivamente a realizar operaciones gráficas. Gracias a lenguajes como CUDA u OpenCL, han evolucionado poco a poco hacia tareas que hasta ahora eran procesadas por la CPU. Así, estos nuevos servidores pueden utilizarse perfectamente en ámbitos como el tratamiento de imágenes, la bioinformática o el Big Data, que consumen muchos recursos del servidor.

El equipo de OVH ha creado tres nuevos servidores que dan respuesta a esta problemática. El primero, basado en una NVIDIA GeForce GTX 970, permite tanto acelerar las aplicaciones gráficas como realizar cálculos rápidos. Por ejemplo, este servidor podrá procesar y codificar vídeos utilizando los 1.664 núcleos de la tarjeta, realizar renderizado 3D o desarrollar y probar aplicaciones CUDA u OpenCL.

Para los profesionales de sectores como el diseño o la ingeniería, el servidor basado en la tarjeta NVIDIA Tesla 60 permite compartir los recursos gráficos de la máquina entre 32 usuarios de manera simultánea. Esta tarjeta gráfica posibilita aprovechar la flexibilidad que proporciona la virtualización de escritorios (VDI) y, al mismo tiempo, ofrecer potencia gráfica para las aplicaciones 3D (DirectX u OpenGL). El servidor está pensado para, por ejemplo, crear infraestructuras VDI de alto rendimiento, crear espacios de trabajo remotos para aplicaciones 3D o incluso alojar juegos online especialmente exigentes en capacidad gráfica.

El tercer servidor, Tesla K80, ha sido creado en torno a la tarjeta con el mismo nombre, que, a día de hoy, constituye el acelerador GPU más rápido del mundo. La tarjeta ha sido desarrollada por NVIDIA para alta computación y machine learning. Gracias a su diseño de doble GPU y sus 4.992 núcleos CUDA, esta tarjeta es entre cinco y diez veces superior a las configuraciones CPU tradicionales. Además, el servidor es compatible con las tecnologías de VMware, Microsoft HyperView o Citrix.

OVH ofrece la posibilidad de añadir hasta 256 IP sin coste mensual (exceptuando gastos de instalación). Cada servidor disfruta de 500 Mbps de ancho de banda garantizado y está protegido por el anti-DDoS de OVH. Los modelos M60 y K80 están además conectados al vRack de 10 Gbps.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *